David Oliveras

Diseño y desarrollo de páginas web a medida

¿Por qué es mejor un diseño web a medida?

Vivimos en un momento donde tener acceso a una página web es algo más asequible para cualquiera que hace unos años atrás. Los motivos son varios pero quizás el principal sea por la proliferación de las plantillas, es decir, páginas web ya diseñadas y programadas de precio «económico», preparadas para ser utilizadas en unos pocos clics, pero sin tener ningún tipo de estudio previo sobre los requerimientos reales que uno tiene.

Dicho así, podríamos decir que suena todo muy bonito: «¡Pago 100€ y ya tengo una web!». Pero no nos emocionemos tan rápido porque desgraciadamente no es oro todo lo que reluce.

¿Por qué siempre recomiendo hacer una web a medida?

En primer lugar porque dispones de un diseño único y exclusivo, ayudando a tu marca a ser más reconocida y a posicionarla mejor entre tus clientes y la competencia.

En términos de desarrollo web, disfrutas de aquellas funciones y herramientas que realmente necesitas, garantizando una protección y seguridad contra ataques en la red infinitamente superior al que ofrece una plantilla ya definida, donde muchos de los recursos son innecesarios, quedando a menudo obsoletos.

¿Por qué es mejor un diseño web a medida que una plantilla?

¿Por qué es mejor un diseño web a medida que una plantilla?

En consecuencia también ganas velocidad de carga de la página web porque todo está optimizado para tus necesidades. Y esto refuerza que tus visitas tengan una mejor experiencia de navegación, al tiempo que mejora el SEO de la web.

Y hablando del posicionamiento de tu página web, en un desarrollo a medida, el contenido y su estructura ya están pensados con este objetivo: hacer que la web se indexe correctamente para que te encuentren aquellos que te buscan. ¿Y es eso precisamente lo que queremos, verdad?

Y ya para terminar también añadiría que disfrutas de un producto mucho más escalable tecnológicamente, con una vida útil mucho más duradera, que permite realizar mejoras y añadir nuevas funcionalidades cuando realmente lo necesitas de una manera más eficiente.

Resumiendo, cuando alguien opta por una plantilla podemos decir que eres tú quien se adapta a ella y no ella a ti. Y por experiencia, puedo afirmar que disponer de una web personalizada, a la larga, es una mejor inversión, tanto en tiempo como en dinero. ¿Hablamos? :)

Si te ha gustado, comparte...